“Eso aquí no pasa” —parte II

Hay realidades que cuando de repente nos pegan en la cara por primera vez no nos sorprenden, cuando se supone que deberían dejarnos en estado de shock como mínimo. Será que debemos andar vacunados o curados de espanto. O porque ya nos lo esperábamos. “Bueno, ellos (en su país en estado de subdesarrollo) lo hacen, ellos en el fondo son como nosotros, era de esperar… Vaya. Ya, si el poder corrompe…”

 

20130621-231000.jpg

Increíble.

 

Hola, soy Esther, y vivo en un país que ha pasado de preocuparse por la inmigración a preocuparse por la corrupción y el fraude, hecho confirmado por el último barómetro del CIS. Sí sí. La inmigración que protagonizaban los procedentes de esos “países subdesarrollados” corruptos que tienen presidentes ricos al margen de sus ciudadanos empobrecidos, y como consecuencia llegaban a la difícil decisión de irse del país para no morir en la pobreza.

Porque aquí no pasaba lo que les había hecho huir… De momento.

 

Sin embargo unos años después casi el 90% de los españoles considera que España es un país corrupto, y la corrupción es lo que más de cabeza nos trae después del paro. Claro que, si lo pensamos, la corrupción es la causante de muchos males, y me atreveré a decir que también de gran parte del mismo paro. La crisis actual es consecuencia de la falta de escrúpulos de unos cuantos de los de arriba expresada en los años en que la idea de corrupción no cabía en las cabezas de los que veíamos el telediario y decíamos: “Eso afortunadamente aquí… no”.

Aquí en Occidente, hay altos cargos que no tienen derecho alguno a apuntar con el dedo a otros y dar lecciones. Primero porque no tienen nada que enseñar, puesto que lo que creen poder enseñar lo olvidaron hace mucho. Segundo, no tienen nada que aprender gracias a su orgullo; cuando ven a otro dimitir por un caso de corrupción una voz en su cabeza les dice: “bueno, ese era un corrupto de verdad, yo no soy como él”, y hala, tranquilidad.

Creo que la infamia occidental es doble. En los países de África el dictador va de cara, ya todo el mundo sabe que el presidente es corrupto. Pero, ¿y los aliados del dictador, que aceptan petróleo a cambio de hacer que no han visto nada, por ejemplo? Esos viven aquí, y sonríen, y viven pensando que no son tan malos.

¿Y los presidentes de países desarrollados a los que el poder se les sube a la cabeza y fríamente hacen lo que les da la gana? Porque los hay a los que no les pueden decir nada —porque se lo toman fatal—, honestamente, quedarían mejor si desde el primer momento afirmaran que mientras estén el el poder no aceptarán críticas…

Queda demostrado que las mentes de los países avanzadas no necesariamente están más avanzadas por vivir en un país más industrializado. ¡A veces se retuercen tanto que retroceden pensando que avanzan!

A día de hoy me pregunto si lo que hemos visto y ha cambiado nuestra opinión es la punta del iceberg, medio iceberg o el iceberg tiene un tamaño infinito y desconocido. Y hablo limitándome por ahora a la corrupción política ¡de aquí mismo! Oye, que aquí en casa tenemos el caso de un señor del que hemos ido a saber ahora, cuando llevaba más de 20 años trapicheando.

Y seguro que nos quedan bastantes disgustos.

Concluyo afirmando que un corrupto no debería permanecer en el poder solo mientras estuviera consentido, porque los que le consienten y se benefician de él también están corrompidos. Lo que debería ser conveniente es la integridad y la justicia, no el interés. ¿Pido demasiado?

¿TE HA SIDO ÚTIL? ¡HAGAMOS QUE LLEGUE A MÁS GENTE!
Anuncios

3 Respuestas a ““Eso aquí no pasa” —parte II

  1. En general, estoy de acuerdo, como siempre, pero quiero apuntar un par de cosillas.

    1 – “cuando ven a otro dimitir por un caso de corrupción una voz en su cabeza les dice: ‘bueno, ese era un corrupto de verdad, yo no soy como él’, y hala, tranquilidad.”.
    *lo tacha*
    ‘Bueno, a ese lo han pillado, pero a mí no me van a pillar, porque soy más listo. Y si me pillan, mis amigotes influyentes hacen presión y me voy de rositas’, y hala, tranquilidad.

    2- “En los países de África el dictador va de cara, ya todo el mundo sabe que el presidente es corrupto.” Ummm… No lo veo así. No es que vaya de cara, es que PUEDE ir de cara de forma más descarada. Controla el ejercito de forma indiscutible. Tiene el dinero y monopoliza los recursos. No tiene quien le tosa. Y quienes le pueden toser, quieren tenerlo contento para recibir su trato de favor/soborno en forma de petróleo, diamantes, materiales raros y carísimos que se necesitan para la fabricación de móviles, etcétera.
    ¿Para qué molestarse en maquillar nada?

    En un país “desarrollado”, aunque lo harían si pudieran, no pueden ir de cara de la misma forma. Tienen que mantener las formas. Hacerlo de una forma más elegante, que les granjee el visto bueno de los “dictadores de la jet set”. La imagen importa mucho. Tienen que ganar unas elecciones aparentemente democráticas. Si se propasan de verdad tienen encima pronto a otros países “desarrollados”, jurados internacionales, dicíendoles: “hay que mejorar ese talante, esas formas… Hacedlo, pero con más recato. No nos rebajemos de nivel, que esto no es África (allí hay hienas, aquí tintoreras)”.
    La forma en que practican la tiranía es más apropiada para su entorno. Pero, ¿ir de cara? Van de cara todo lo que pueden.

    Van de cara cuando hablan de “sacrificios” en el Congreso de los IMPUTADOS y recortan libertades y derechos a todo el mundo menos a sí mismos.
    Van de cara cuando hablan de lo preocupante que es el paro, de cuantos niños hay en situación de pobreza, de los desahuicios… y acto seguido todo son risas, bromas y chanzas en el hemiciclo.
    Van de cara cuando dicen que privatizar la sanidad garantiza la sanidad pública y su universalidad, mientras mueren personas por incumplir las mismas leyes que ellos redactaron.
    Y van de cara cuando hablan de lo importante que es la educación y luego pretenden convertirla en un privilegio de la clase alta.
    Y… y para qué seguir, ¿no?

    Y desde luego que esto sólo se trata de la punta del iceberg. Aunque yo usaría una comparación más cercana y apropiada para la especie. Cada caso de corrupción que se destapa es como cuando te encuentras una cucaracha muerta. Cuando te acercas y la observas con atención, muchas veces descubres que no es tal, sino una muda (si la pisas, no es extra crujiente). La cucaracha, que es ENORME, sigue suelta por ahí. Copulando y pariendo como una descosida miles de hijitas: las futuras generaciones.

    Eso de intentar ser breve no se me da nada bien >_<

  2. Hola Soulchainer,

    La corrección de varias frases de la entrada del blog ha estado muy acertada porque anula la ingenuidad con la que mis ojos habían contemplado el panorama. Es verdad que en Occidente van con el mismo descaro o más en en los países “subdesarrollados”, lo que pasa es que van dando una imagen más formal. Aquí se dan las peores atrocidades.

    ¡Gracias por pasar por aquí! Siempre bienvenido, ya sabes :)

¿Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s